La investigación en odontología es la historia de un avance permanente. Por tanto, también es un desafío emocionante para quien decide orientar su futuro profesional por ese campo. Ya lo dejó escrito Plutarco:

“El conocimiento no es una vasija que se llena, sino un fuego que se enciende”.

La formación en odontología es la herramienta precisa para alcanzar el grado de especialización requerido. Un odontólogo que conoce las técnicas de vanguardia es un profesional en búsqueda constante de la excelencia. El progreso constante de esta disciplina así lo señala.

investigación de vanguardia en odontología

Investigación de vanguardia en odontología

Hay caminos diversos para alcanzar la excelencia en la formación de un profesional en odontología. Las alternativas se reparten entre los cursos de postgrado y los másteres. En el caso del Athenea Dental Institute, ofrece una oferta muy amplia en ambas opciones.

Sus postgrados están relacionados con especialidades como ortodoncia, implantología, periodoncia, estética, gestión y auxiliar higienista. Respecto a los másters, Athenea Dental Institute imparte el master en ortodoncia y master en implantología. Son dos disciplinas que a su vez ofrecen un amplio terreno para los investigadores.

En ambas variantes, hablamos de una formación de altísima cualificación. Es impartida por profesionales de dilatada experiencia en las materias. Podemos destacar al famoso doctor Pablo Echarri, referencia mundial en ortodoncia. Esto es así, porque como dijo el Premio Nobel español Severo Ochoa:

“La investigación precisa más cabezas que medios”.

La calidad docente es siempre fundamental.

 

Postgrados y másters

Un postgrado o un máster es el requisito previo de todo investigador en odontología. Proporciona las herramientas de conocimiento esenciales para el profesional que quiere ampliar su caudal de conocimientos. También para el que busca abrir su propio camino como investigador.

El itinerario ideal pasa por obtener un postgrado o un máster antes de afrontar el escalón superior, el curso de doctorado. La innovación, es forzoso recordarlo, es permanente en esta disciplina. Todo esto supone una exigencia pero al mismo tiempo un gran desafío para los profesionales de la odontología.

Los resultados, cuando hablamos del cuidado dental, están siempre a la vista, de modo que no hay lugar para el engaño. En el caso de la odontología, la investigación ha tomado tres caminos de excepcionales posibilidades. Está la ortodoncia, cada día menos reñida con la comodidad para el paciente y su exigencia estética. La implantología, que acorta plazos con los mismos (y óptimos resultados). Y la estética dental, compendio de las dos anteriores.

La tecnología tiene que ver con progresos que hace unos años nos hubieran parecido no ya revolucionarios, sino incluso material de pura ciencia-ficción. Cualquier odontólogo lo sabe, porque es su profesión. Cabe decir lo mismo de los usuarios, que se han deshecho del terror que antes producía la cita con el dentista. Los resultados hoy son excelentes, y las molestias, mucho menores. La innovación está al servicio del paciente y en manos de los profesionales.

 

Odontología a la carta

Todo esto es posible porque hoy podemos hablar de una odontología a la carta, concebida a la medida del paciente, sus expectativas y sus necesidades. La tecnología permite la producción de piezas con excepcional precisión y los nuevos materiales garantizan durabilidad y solvencia estética.

En cuanto a las terapias genéticas, estamos en los albores de una nueva era para esta disciplina. Los primeros pasos los comenzamos a vislumbrar. También en este apartado la investigación será el camino a seguir.

El diseño asistido por ordenador ha modificado para siempre el modo de trabajar de los odontólogos. ¿Por qué? Por aplicar los principios de la nanotecnología a la producción de piezas dentales de excepcional calidad. Son piezas adaptadas a la dentadura del paciente, indistinguibles de las piezas naturales. Lo mismo se puede decir sobre las coronas, carillas de porcelanas (la receta de última generación contra el temido bruxismo) y puentes dentales.

Lo dicho: máxima precisión en el diseño y fabricación es sinónimo de óptimos resultados finales. El paciente es el gran beneficiado, un paciente que, además, cuenta con otro aliado llamado odontología láser. Esta tecnología hace mucho más cómoda su cita con el odontólogo, al reducir las molestias propias de cualquier intervención dental.

 

La nueva ortodoncia

Pero los resultados de la investigación aplicada no se quedan aquí. La ortodoncia vive su propia revolución tecnológica. Se ha alejado de la imagen que hemos asumido durante décadas. Hoy la tendencia apunta hacia la ortodoncia invisible, igual de eficaz pero impecable desde los parámetros estéticos. Todo ello gracias a la utilización de los brackets de zafiro.

Brackets clásicos y brackets de zafiro

Brackets clásicos y brackets de zafiro

Esta variante permite asimismo una mejor higiene bucal durante el tratamiento. Se consigue gracias a fundas que pueden ser retiradas por el propio paciente cuando procede a sus tareas de higiene bucal. Desde el punto de vista de los objetivos finales, la corrección de la dentadura, son igual de fiables. Conste que estamos hablando en todos los casos de una ortodoncia de baja fricción. Al final, mucho más cómoda para el paciente.

El diseño asistido por ordenador y la fabricación de piezas dentales por el mismo procedimiento ha abierto nuevos territorios para la ortodoncia. La tecnología permite la construcción de modelos capa a capa. Se logra reproduciendo las formas de la estructura anatómica del paciente. Es un proceso más fiable y además más rápido.

Los datos se obtienen a partir de las imágenes de la resonancia magnética que se convierten en imagen digital. Esto a su vez se transforma en un archivo tridimensional que sirve de base para formar el modelo físico. Las aplicaciones de la tecnología digital en ortodoncia incluyen:

  • La planificación de diagnóstico y tratamiento.
  • La fabricación de aparatos removibles.
  • Fabricación a medida de los aparatos de ortodoncia lingual y otras aplicaciones.

Sus ventajas incluyen la fabricación rápida, el tiempo mínimo, el manejo fácil y la mejor visualización de los resultados. Mejora la planificación del tratamiento preoperatorio y la calidad del efecto del tratamiento.

 

Implantología: paso a la revolución

Pero si hay una disciplina que ha avanzado a toda máquina durante los últimos años es la implantología. Tradicionalmente la hemos asociado con procesos largos, costosos e incómodos. Han sido los plazos necesarios para recuperar una pieza dental y garantizar su durabilidad. Pero tales limitaciones forman parte del pasado.

En el presente, la implantología es rápida y eficaz, porque se ve apoyada por la innovación en el uso de ordenadores de alta precisión. Su porcentaje de éxito y satisfacción para los pacientes es muy elevado. Podemos afirmar que la implantología es, en la actualidad, la base de la odontología moderna. Y lo que aún nos queda por ver.

Uno de los ejemplos de esta evidencia es la utilización de la nanotecnología en los tratamientos odontológicos. Hablamos de materiales dentales de última generación que incorporan la nanotecnología. De este modo ayudan a los dientes a sanarse, reconstruir el esmalte y protegerlos contra las infecciones bacterianas.

nanotecnología en los tratamientos odontológicos

Nanotecnología en los tratamientos odontológicos

La evolución de los materiales dentales a través de la nanotecnología es real y notable. De hecho, la odontología es una de las áreas más beneficiadas por el desarrollo de la nanotecnología. Así lo demuestran productos como los adhesivos antimicrobianos compuestos de nanotubos de carbono.

En la actualidad se investiga sobre la reconstrucción del esmalte a través de nanopartículas. Es una opción clave para mejorar la calidad y longevidad de las restauraciones. Una perspectiva futura es que las nanopartículas incorporadas en los materiales dentales evitarán las enfermedades bucodentales a través de su liberación a largo plazo.

 

Intervenciones más cortas

Otro de los avances revolucionarios en implantología tiene que ver con los procesos para reducir los plazos de las intervenciones. El uso de la hormona del crecimiento en implantología oral ha logrado regenerar el hueso y acelerar la integración entre la base ósea y el implante dental. El proceso permite reducir de meses a semanas el tiempo de espera. Por ejemplo, para colocar una corona que reemplaza al diente perdido en el implante oral.

Hay que tener en cuenta que un implante dental resulta exitoso cuando obtiene una articulación firme, estable y duradera, en lo que se denomina restauración protésica. La osteointegración requiere la formación de hueso nuevo alrededor del implante. Esto solo es posible mediante la adecuada integración biológica.

 

La formación permanente es la clave

Como conclusión, el desafío del odóntologo en este tiempo tiene que ver sobre todo con la formación permanente. La disciplina progresa a pasos agigantados y la investigación aplicada está modificando para siempre los procedimientos profesionales en la salud dental. Por eso es tan importante la excelencia en la actualización de los conocimientos.

Es un desafío profesional, pero también vital, una actitud ante el conocimiento que anima a sacar lo mejor de uno mismo. Lo resume esta afirmación de Louis Pasteur, exponente histórico del progreso en Medicina:

“Si no conozco algo, lo investigaré”.

La actitud del investigador es la inquietud permanente. Sobre todo en aquellas materias que, como la odontología, son capaces de compartir conocimiento aplicado y hacerlo realidad en los tratamientos.

 

Toda lo que necesitas para tu investigación en odontologia

Los cursos de postgrado y másters, como los que ofrece el Athenea Dental Institute, son el camino idóneo hacia una cualificación de excelencia. Tienes toda la información precisa en nuestra página web. Asimismo, la formación especializada aparece también como el camino más fiable. Es la opción para el odontólogo interesado en abrir brecha en el terreno de la investigación.

Inscripciones Máster

Rellena este formulario para tener más detalles sobre nuestros másteres.
  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.